amigos

Inaugurando el piso

El nuevo piso ha quedado inaugurado. Ya contaré bondades de la mudanza y agradeceré todo lo que tengo que agradecer, pero eso otro día que hoy estoy muerto y me voy a ir a la cama que ha sido un fin de semana más que intenso. Tengo mesa de nuevo por lo que vuelvo a ser persona y a poder escribir cositas cómodamente, así que volveré a actualizar más a menudo por aquí.

La foto aunque movida es la foto hecha en el piso, en la primera cena. Que bien saber que aunque un lugar sea pequeño si la compañía es buena se está más que agusto 🙂

Resumen desde que me fui hasta que llegué

Se que tengo esto muy olvidado pero es que el último par de semanas en Japón fue frenético, en España tampoco paré demasiado y cuando paraba no tenía demasiada gana de estar por aquí, pero ya he vuelto a la rutina y con ganas de contaros que ha sido de mi vida. Como este año me he propuesto ser más estructurado, comenzaré por estructurar este post y lo voy contando poquito a poquito.

Los últimos días en Japón

A falta de semana y poco tenía muchas cosas pendientes por hacer. Por un lado varios exámenes en Kai, que si oral, escrito, de escuchar y demás… y claro había que estudiarlos! También tenía entregas de la universidad. Por supuesto tenía que hacer la maleta para volver a España y esta iba a volver repleta de regalos navideños porque otra cosa no tenía que llevar, pero claro hacía falta ir a comprarlos! También teníamos que hacer una mudanza y es que dejábamos esa casa en la que estábamos. Cómo os podéis imaginar fue muy estresante, pero no se como conseguí hacer todo y nada mal. En la uni dos notas una A (Sobresaliente) y C+ (aprobado alto) y en la escuela una media de 90% que si os acordáis era mi meta al principio del curso 😉

Leer más »Resumen desde que me fui hasta que llegué

Compartiendo Tokyo con Laura y Carlos

Cena

En los últimos días han aparecido por aquí Laura y Carlos una pareja de recién casados que andan por aquí de luna de miel, resulta que son amigos del grande de Bartek y como tenía que darles unas cuantas cosas para él pues quedamos y nos tomamos unas birras. Tras eso salimos por ahí en una noche de Halloween interesante junto con Miguel (el del vídeo 😉 )

Después se fueron de viaje por el sur de Japón, tan al sur que llegaron hasta Okinawa. Luego volvieron pero solo para un día, que aprovechamos para quedar a cenar y actualizarnos las vidas. Estuvimos en un sitio de Yakiniku, que como os dije en el post del shabu shabu mañana os hablaré en profundidad de que es esto.

Leer más »Compartiendo Tokyo con Laura y Carlos

Celebraciones cumpleañeras en el parque

El otro día nos juntamos unos cuantos a celebrar unos cuantos cumpleaños, como nos vemos de higos a brevas todos juntos pues aprovechamos para celebrar no uno, ni dos, ni tres, ni cuatro, si no cuatro cumpleaños. Para mi sorpresa el mio fue uno de ellos. Tampoco hay mucho que contar, cada uno llevamos algo de comer y/o beber y nos sentamos bajo la sombra de un arbol que necesitaba que le echarán abono H&S y nos dedicamos a comer y beber hasta que empezo una especie de apocalipsis en forma de tormenta. Veamos esas fotos:

Comidita
Anda que no comimos bien 🙂
El bigote de Ramón
El extraño bigote de Ramón… y no no esta trabajando para La chica de ayer
Trufa
Había dos perrillos invitados, el primero Trufa.
Grep
El segundo Grep, que tiene su propio blog y todo. El blog de Grep
Descanso reparador
Tiradetes
Después de comer nos dedicamos a descansar y charlar un buen rato.
Abriendo regalos
Luego nos dieron un regalito, se trataba del disco de El hombre linterna
Grep con sueño
Genial bostezo de Grep, captado por su amo, Ramón.
Hielo de Space Invaders
A Sergio le regalaron esta genial hielera de Space Invaders
Ovni volador
También un ovni volador cuyo secreto residía en el Kevlar (y hasta ahí puedo leer)

Después por la noche salimos a seguir celebrando, pero el problema es que se nos quedo un poco de gente por el camino, básicamente todos menos Pablo y yo 🙂

Cenas de despedida de Dublín

Ahora que mi vida se ha tranquilizado un poco puedo sentarme y pensar con más calma sobre ella. Por un lado sobre la gran etapa que fue Dublín y lo mucho que la recordaré, pero bueno de eso ya habñe en mi anterior post de despedida de Dublín.

Hoy de lo que os quiero hablar es de las cenar que tuve de despedida, básicamente fueron dos, la primera con Sandra que me invitó a un restaurante francés magnífico, aquí la prueba del delito:

Cena con Sandra

Y la segunda fue con la gente del piso. Inicialmente ibamos a ir a un restaurante ultra pijo cortesía de Sun Microsystems, peeeero por razones que son largas y no vienen a cuento acabamos en un restaurante libanés que era realmente increíble, os dejo las fotos para que juzguéis por vosotros mismos:

Una cervecita libanesa
Una cervecita libanesa, que la verdad a mi me sabí a Heineken 😛

Vino libanés
Un vinito libanés así dulzón que tenía su gracia, para ser vino tinto que no me suele gustar estaba bien.

La bebida no fue realmente el punto fuerte, lo mejor fue la comida y por supuesto la compañía!

Comida libanesa
Una lástima que esta foto quedase movida porque realmente me encanta…

Comida libanesa
Aquí se aprecia un poco más la cantidad de platos que teníamos

De postre te árabe
Esto fue lo máximo que alcanzamos a poder tomarnos de postre

Por supuesto después paseito de media hora para llegar a casa y bajar algo la comida y al llegar un ronda de almax para todos. Uno de los mejores (si no el mejor) sitios donde he cenado en Dublín.