Hoteles en Tokyo

Muchos cometemos la torpeza de que cuando vamos a una ciudad de visita preguntamos a los de esa misma ciudad por un buen hotel donde alojarnos. Esto a priori puede parecer una buena idea, ellos saben donde comer bien, que forma es la mejor de moverse por la ciudad o que barrios son los mejores para la juerga nocturna. Pero claro nos olvidamos de que en rara (rarísima en realidad) ocasión uno se aloja en un hotel en su misma ciudad. Por ello lo mejor sería preguntar a gente que haya ido de visita a esa ciudad mejor.

Sigue leyendo

Una noche Tokyota

Es por la tarde, me encuentro desbordado por examenes y agobios pero mis amigos me ofrecen salir a que me de un poco el aire e incluso vienen a mi barrio para que no tenga excusa. dada esta situación es dificil decir que no. Con la cámara al hombro salgo a su encuentro y lo que iba a ser tomar una cerveza se convirtió en una noche memorable. Mis amigos consiguieron arrancarme un torrente de carcajadas y una sonrisa constante. Estas son las fotos de la noche:

Sigue leyendo

El reloj mecánico de péndulo más grande del mundo

Ayer fue día festivo por estas latitudes, el día de la cultura nada más y nada menos. Nosotros decidimos celebrarlo con la cultura que más nos gusta, la culinaria. Estuvimos en un restaurante italiano que me gustó bastante, lo mejor de todo era donde estaba, en la planta 29 de un edificio en mitad de Shinjuku por lo que por la ventana teníamos unas vistas de un Tokyo nocturno muy a lo «Blade Runner».

Pero no es de lo que quiero hablar en esta entrada, si no más bien del lugar y de lo que había dentro. Se trataba de un rascacielos de los pequeños (30 plantas), pero lo genial era que el centro estaba hueco y había por ejemplo un reloj gigantesco de péndulo accionado por una fuente de agua, la verdad es que me encantó. Cuando trabaje por aquí me gustaría hacerlo en uno de estos edificios tan increíbles.

Ascensor veloz!

Tengo millones de cosas interesantes que contar por aquí y n-mil fotos que procesar y subir por aquí pero últimamente ando sin excesivo tiempo libre, pero espero ir dando salida a las cosas poco a poco, lo prometo. De momento un vídeo rápido y mañana más. Resulta que hoy había una increible luna llena que hacia que fuera una noche preciosa por lo que nos fuimos a dar una vuelta por Shinjuku. Visitamos uno de nuestros edificios preferidos para ver las vistas desde la altura. Las fotos de esto creo que mañana os las pondré por aquí, pero mientrás tanto un vídeo en el que muestro lo que se tarda en bajar las 50 plantas a las que estábamos subidos (en subir tarda lo mismito). Sin más preambulos, el vídeo:

Lo dicho atentos, que os prometo riada de actualizaciones en los próximos días 🙂

«Cantante» en el centro de Tokyo

Se que os tengo muy olvidados últimamente, pero es que creedme que no paro últimamente. Una entrada rápida, hoy se van los frikoides, así que un poco de tristeza por decir adios, pero un alivio para mi tiempo libre que es posible que vuelva a existir de alguna forma y también para mi bolsillo que podrá volver a disfrutar de los precios populares de comer y cenar en casa 😉

Ayer mismo mientrás salíamos a cenar a modo de despedida vimos a un personaje que ya me había encontrado en otra ocasión en la plaza del Studio Alta de Shinjuku. Se trata de una especie de «cantante» por decir algo, no se puede explicar con palabras, será mejor que lo veáis por vosotros mismos:

De verdad que lo que no se vea en Tokyo… Me vais a perdonar el tembleque de la mano, pero es que no podía parar de rerir.

Tiendas de reventa de tickets

tickets1.jpg

Cuando estuve por primera vez en Japón según pasamos por una calle de Shinjuku nos llamó la atención unas tiendas que solían estar abarrotadas de gente y de carteles con muchos precios de muchas cosas, carteles de cine y demás. En su momento la cosa quedó en misterio y es que no comprendíamos muy bien que es lo que hacian ahí.

Por suerte en este viaje juego con ventaja y es que tengo a Hiroko y gracias a ella comprendí lo que eran estas tiendas y lo más importantes lo útiles que pueden llegar a ser, lo cual explica porque suelen estar tan abarrotadas.

Para comprenderlas pensemos en una situación que se da en España también. Una empresa o una persona compra un abono para un asiento en el fútbol o para los toros. Es muy habitual que esta persona no acuda siempre a todos los partidos entonces en muchas ocasiones se revende esa entrada, se regala a otra persona o incluso hay grupos que compran abonos entre varios. Esto es algo cuanto menos al margen de la ley, por no decir ilegal en muchos casos como la reventa.

Sigue leyendo