Sobrevivir sin lavadora en Tokyo

Cuando nos mudamos al nuevo piso teníamos que comprar muchas cosas , por suerte muchas se vieron aliviadas gracias a Oskar ya que su empresa cerraba y podemos saquear cosas varias, como un escritorio, un micro-ondas, una silla, una lámpara, pantallas de ordenador, etc. Por una carambola cósmica conseguimos una nevera que estaba en el lugar adecuado y en el momento adecuado a un precio espectacular y que es una de las compras de las que estoy más contento en la casa. No obstante nos faltaba la lavadora, nuestra casa tiene el hueco para ponerla como casi todas las casas en Japón, pero nosotros no la habíamos comprado aún.

Sigue leyendo